Header Ads

Celebración del día de los santos en Santa Eulalia


En Santa Eulalia, a los muertos se les recuerda con violines, guitarras y, por supuesto, la marimba.

El sonido melancólico de los violines inunda los cementerios de este municipio cada 1 y 2 de noviembre, para recordar a los muertos.

Esta tradición es tan antigua que nadie sabe con certeza cuándo inició, lo que sí es que sin ella no hay día de los santos, dicen las personas mayores.

Los familiares de los difuntos llevan serenata a los panteones, la música con violín y guitarra se toca cuando alguien fallece, por ello es que para estas fechas se contrata a los músicos para que acompañen a las personas que visitan las tumbas, mientras colocan flores y adornos.

El violín tiene sonidos muy melodiosos y tristes, por lo que los más sentimentales no dudan en derramar sus lágrimas mientras escuchan la música.

Así mismo, la marimba simple es ejecutada con melodías autóctonas. Grupos especializados en este tipo de música ofrecen sus servicios para complacer a los dolientes.

Esta tradición, según comenta don Daniel Marcos “es de los ancestros, ya que ellos dejaron esta herencia cultural y de origen maya”.

Marcos ejecuta la marimba junto a sus tres compañeros y prestan sus servicios a los visitantes del cementerio. Por melodía se cobra desde 20 quetzales y hay familias que los contratan por hora.

Los músicos de violín también cobran su servicio, el año pasado se cobró de 10 a 15 quetzales por ejecución. En años anteriores se cobraba hasta 25 quetzales.

No hay comentarios.

Deja un comentario aquí

Con tecnología de Blogger.
Sitio trabajado por